Que Femos

Que Femos, la agenda de fiestas, ocio, cultura y deporte para disfrutar del Occidente de Asturias.

Abuelo Justo sds

Entrevista a Roberto Obarri

Entrevista a Roberto Obarri
RGB Photosport sds
María Goti sds
En QueFemos hemos querido entrevista a Roberto Obarri, que en unos días comenzará a impartir un taller de filosofía del que ya os hemos dado cuenta en la web y que gracias a esta entrevista esperamos que podáis conocer más a fondo. 
 
 
QueFemos: Opacidad y transparencia de los cuerpos... el título de este taller no podría ser más sugerente. ¿Qué les espera, a grandes rasgos, a las personas que decidan acudir al mismo este verano?

Roberto Obarri: Es un taller para poner en palabras, entre todos los participantes, tanto la intimidad como la expresividad de nuestro cuerpo, con especial atención a aquellas dimensiones que, por tan cotidianas, no tematizamos en el día a día. En nuestras conversaciones cotidianas no solemos tratar de la función de la nariz, del olfato, en nuestra vida, por ejemplo. El propósito del curso es sacar a la luz estas dimensiones, y ver lo importante que es tratarlas, discutirlas, poner atención a las mismas. Me mueve el presentimiento de que este curso será una sorpresa para más de uno, no tanto por lo que el profesor diga, sino por lo que el propio participante descubra a base de tratar de expresar aquello tan consabido, como es que tenemos un cuerpo, que tenemos cinco sentidos, etc.

QF: ¿Qué temas crees que serán los que generen mayor controversia o debate dentro de los grupos?

R.O.: Es muy interesante ver hasta que punto la necesidad y el deseo de dar la palabra a nuestra experiencia corporal puede llevar a corregir una y otra vez tanto nuestro punto de vista como el de los demás. Aprovecho el ejemplo anterior, el del olfato: se dice que el olfato es el sentido de la memoria. Es verdad que a veces, al sentir ciertos olores, nos transportamos al pasado de un modo inexplicable. Ahora, sobre este supuesto sobre el que podemos estar de acuerdo, surge la necesidad de describirlo lo mejor posible. Creo que la discusión que se genere irá en esta línea, muy saludable, que consiste en describir lo mejor posible nuestra experiencia. Y dentro de esta línea general, intuyo que la relación entre corporalidad e imaginación puede dar para muchas correcciones en el discurso. También la cuestión con la que abriremos el taller, que consiste en evaluar hasta que punto tenemos un cuerpo, y hasta que punto "somos un cuerpo".
QF: ¿Cómo surgió la idea de impartir este taller?

R.O.: En general siempre tomo notas para posibles cursos y talleres. La de este taller surgió hace algunos meses, en Francia, donde yo hacía una estancia de investigación para mi doctorado. Tuve la suerte de trabajar con una profesora que había escrito un libro muy bonito (aunque también muy difícil), titulado "La lucidez del cuerpo". Un buen día, y recuperando algunas ideas de otras lecturas que yo había hecho, empecé a redactar algunas notas para un posible curso sobre el cuerpo. Poco después pensé que por la extensión del mismo podría darlo en verano, en pocas sesiones, en forma de taller. ¡Y qué mejor lugar para darlo que en esta zona! Luarca, Navia, Ribadeo... va a ser un placer para mí, y ojalá pueda realizar este taller u otros en más lugares de la zona.
QF: La colaboración del Gabinete Psicológico de Luarca, el Centro nAmor de Ribadeo y Sumati Centro de Yoga en Navia suponemos que habrán supuesto un apoyo vital a la hora de poder impartir un taller con las condiciones necesarias y en un lugar óptimo.

R.O.: Sí, el mayor problema que se me planteó cuando pensé en organizar el taller, fue el lugar donde impartirlo. Como sabemos, los ayuntamientos están sufriendo muchos recortes, y en general toda la esfera de lo público, por desgracia. La alternativa es encontrar asociaciones, locales, etc. que puedan de algún modo contrarrestrar este problema, dando la posibilidad de mantener el espíritu de la cultura para todos los públicos. En este sentido, los locales que se han prestado a dejarme un espacio, pues han hecho una gran labor que agradezco mucho. Son estos locales, privados desde cierto punto de vista, los que tienen la tarea de mantener la cultura permitiendo organizar talleres, charlas, actividades, etc. Es una suerte que agradezco mucho, tener un espacio donde poder llevar a cabo el taller, donde poder dar expresión y compartir pues aquello a lo que me dedico.

 
 
QF: ¿Qué nos aporta la filosofía en los tiempos actuales?

R.O.: La filosofía aporta muchas cosas en todos los tiempos. Hay filosofías para todos los tiempos, y hay filosofías que no dependen de ningún tiempo en concreto. A día de hoy la filosofía tiene muchas ramas, como en cualquier profesión. Hay filosofía política, hay ética, estética, lógica, epistemología, etc. todas están trabajando y todas aspiran a generar discurso en nuestras sociedades. El problema (y la virtud de la filosofía) es que tiene el carácter de los llamados deportes de fondo. No es algo a lo que sea fácil dedicarse unos meses para luego dejarlo. Exige una cierta constancia, pero no exige exclusividad. Es por ello que ahora surgen universidades populares de filosofía que ayudan a conseguir esta mínima constancia y contacto con la filosofía. El problema al que nos enfrentamos muchas veces es que la filosofía no tiene el impacto que tiene la música, por ejemplo, o el cine: digamos que se necesita un poco más de tiempo para cogerle el gusto, pero, una vez que uno se hace al lenguaje y al estilo de la filosofía, ésta revela su potencial como enriquecedor de la vida, de la experiencia del mundo y de la experiencia de sí mismo.
 
QF: Danos un solo motivo para acudir al taller de "Opacidad y transparencia de los cuerpos". Sabemos que será contundente...

R.O.: Vivimos en una cultura del cuerpo, e incluso, en algunos casos, en una sociedad del culto al cuerpo. Más en verano, donde parece que el cuerpo se la juega. Todos nos preparamos para lucir un cuerpo bonito. Lo que propongo en el taller es una atención a las dimensiones que esta cultura del cuerpo deja en sombra: siguiendo el título del libro de Natalie Depraz, el propósito del curso es el de hacer otro tipo de ejercicio corporal, que, por paradójico que parezca, es un ejercicio filosófico destinado al cuerpo. Desde la experiencia del propio cuerpo a partir de una simple brisa, hasta la experiencia de otro cuerpo a partir de la caricia, hay muchas dimensiones de la corporalidad olvidadas, que hacen que esta cultura quede incompleta. Recordando unas palabras de un profesor, no es suficiente con estar físicamente en forma, hay que tratar de estar, también, filosóficamente en forma.
 
Creo que un buen motivo para acudir a este taller es su tema: el profesor no va a hablar de nada extraño y que no nos incumba, como pueda ser la teoría del conocimiento o la ética utilitarista. Es un curso sobre nuestro cuerpo, el de cada uno, el que tenemos y sobre todo el que somos. Y aunque creamos que ya lo sabemos todo sobre ese cuerpo que somos, veremos que es posible saber mucho más todavía.
Blanco cortesia II sds

Envía tu comentario

Novak cortesía sds
RGB Photosport sds
Nedi Mallada (Extra) sds